computadora de escritorio portátil

Sin duda, su gama J Samsung fue muy bueno. Su rendimiento, potencia y precio lo convirtieron, en este momento, en líderes del mercado. Específicamente su modelo Samsung J2 Era muy barato y muy útil y millones de personas lo compraron.

Pero aunque no lo parezca, este modelo de teléfono se puede usar aún más. ¿Y cómo es eso posible? Rootear la página móvilPara aprovecharlo al máximo. Este proceso también es muy simple no requiere el uso de una computadora, suficiente con descargar una aplicación llamada Kingroot y listo.

Cuando rooteamos un teléfono celular, todas estas restricciones de fábrica se eliminan, lo que nos permite hacer cosas que antes eran imposibles, como descargar aplicaciones incompatibles de origen desconocido, personalice su dispositivo a su gusto e incluso mejore sus capacidades de audio y cámara.

herramientas de reparación de samsung

¿Qué es Root?

Ser un usuario root abre la puerta a hacer todo con tu móvil. Básicamente tiene control total del teléfono, eres tú quien decide qué se puede ejecutar y qué no.

Hay algunas aplicaciones que no se pueden ejecutar si nuestro dispositivo no está rooteado, además, cuando está rooteado, el teléfono se puede personalizar por completo, eliminar aplicaciones predefinidas que de otro modo no se podrían eliminar.

Sin embargo, esto conlleva mucho riesgo, ya que si no sabes mucho sobre el tema, puedes dar permiso a algunos aplicación maliciosa hacer lo necesario, poniendo en peligro nuestro dispositivo.

¿Cómo rootear Samsung J2 sin PC?

Hay muchas formas de rootear su dispositivo sin el uso de una computadora. En la mayoría de los casos lo haremos mediante aplicaciones que nos permitirán rootear el móvil. A continuación mencionamos algunos e indicamos el proceso.

Raíz con KingRoot

Lo primero que debes hacer es habilitar fuentes desconocidas para que puedas instalar la apk sin problemas. Más tarde tendrás que buscar la apk en la web y descargarla en tu teléfono.

Una vez que tenga la aplicación en su dispositivo, encontrará que es muy fácil de usar. Solo tienes que dar iniciar la raíz y deje que se lleve a cabo el proceso, que puede tardar varios minutos.

Una vez que se complete el proceso, aparecerá un mensaje que indica que Root es exitoso y deberá reiniciar su dispositivo para que se ejecute Root. Después de eso, tu teléfono móvil ya estará completamente rooteado y podrás disfrutar de todos los beneficios que ofrece.

Raíz con Odin

Para ejecutar esta raíz necesitaremos la computadora. Necesitamos descargar la aplicación Odin a nuestra computadora y una vez que la tengamos, debemos buscarla Controladores USB Dispositivo.

A continuación, debe descargar CF-AutoRoot y luego habilitar la opción Depuración USB en la configuración del teléfono.

Lo siguiente será apagar el teléfono y presionar las teclas de volumen + inicio + encendido al mismo tiempo. Aparecerá una pantalla y tendremos que presionar el volumen y luego el botón de encendido.

El teléfono cambiará al modo de descarga y luego se conectará a la computadora a través de USB. En la aplicación Odin le daremos la opción AP y seleccionaremos el archivo CF-Auto-Root.

Finalmente, debe comenzar para comenzar a transferir datos y eso es todo.

samsung galaxy jdos

Sugerencias antes de iniciar el teléfono

Debe asegurarse de realizar esta acción, porque si no sabemos lo que estamos haciendo, debido a una mala configuración después del rooteo, el teléfono puede volverse inútil.

Por este motivo se recomienda no instale aplicaciones de fuentes desconocidas que puede cambiar y eliminar la configuración de fábrica.

Otra sugerencia importante para recordar es que antes del proceso de rooteo, nuestro teléfono debe estar completamente cargado o al menos, tener 70% de batería, ya que este proceso lleva tiempo y si el móvil se apaga durante el proceso, también podría dañar el hardware y por tanto inutilizarlo.

Finalmente, es importante mencionar que después de la raíz de un teléfono celular pierde automáticamente su garantía, por lo que puedes estar seguro de que realizarás este trámite y si, por alguna razón, el dispositivo está dañado, no podrás reemplazarlo con la garantía.